lunes, 31 de octubre de 2011

CICLO GASTRONÓMICO ANUAL: TODOS LOS SANTOS

La gastronomía recapitula, como otras actividades humanas, a lo largo del ciclo anual, costumbres ancestrales, así deviene garante de tradiciones y muestra, quizá de forma más esotérica que evidente, que el tiempo y los hombres se repiten interminablemente en sus deseos y búsquedas. Los ritos y símbolos más presentes en nuestra sociedad participan en gran parte de ancestros agrarios ligados a la fertilidad de la tierra y a sus propiciaciones. Cuando los días se acortan, cuando los árboles esconden sus hojas, el hombre teme el desafío de la oscuridad y , desafiando a la muerte,se prepara para el renacimiento…. Así, el consumo de semillas, castañas y frutos secos, o su equivalente simbólico,” panellets”-dulces de almendra parecidos a los mazapanes-, son formas de estigmatizar el terror que produce la muerte y una especie de exorcismo colectivo para el renacer. La tradición cristiana se superpone a la anterior haciendo solidaria la festividad de los fieles difuntos (Muerte-Resurrección) al ciclo estacional de otoño. La anglosajona tendencia al paganismo sincrético-cristiano de Hallowen, muestra una vez más la dualidad terror-sarcasmo, como Don Juan y la tradición del convidado de piedra conjugan, de idéntico modo festín y muerte, oscuridad y luz, destino y libertad….Bueno, en definitiva, que lo pasen Vds bien comiendo semillas de Esperanza, y que les sea propicio el tiempo otoñal. Y por último parafraseando libremente a Mozart y a Da Ponte…. … a todos los comendadores del mundo que yacéis bajo la estéril faz en marmóreas tumbas, os invito a cenar!!!!! . .

No hay comentarios:

Publicar un comentario